Nuestra Misión

Hacer discipulos de Cristo a las naciones con identidad de hijos que sean reproductores de la palabra de Dios y que guarden la revelación de la paternidad, la gracia de Cristo y la comunión con el Espíritu Santo, a través del modelo discipular Ammi.


Nuestra Visión

Edificar una familia espiritual donde habite la presencia de Dios que impacte las naciones de la tierra.

Dondequiera que estés en la vida, tú importas y tienes un propósito. Queremos ayudarte a convertirte en la persona que Dios te creó para ser. Tu proceso tiene un siguiente paso y te ayudaremos a encontrarlo. Puedes comenzar a servir, encontrar la visión de Dios para tu vida, dar, o congregarte con nosotros regularmente.

Nosotros

Nos apasiona servir a la comunidad y demostrar el amor de Dios a los demás. Ya sea en persona o en línea, individualmente o en grupos, dentro de nuestra iglesia y en nuestro entorno, estamos enfocados en apoyar y participar en las relaciones que proporcionan aliento, vida y restauración a un mundo herido.

ÉL

Jesús es el centro. Él por qué y por quién hacemos lo que hacemos. Deseamos que lo encuentres de una manera genuina y práctica en medio de un ambiente de fe que llevará a vivir una vida al máximo.

Nuestras Creencias

En esto creemos. Compartimos contigo las creencias y convicciones de nuestra casa.

La Biblia es la Palabra de Dios para todas las personas. Fue escrito por autores humanos bajo la guía sobrenatural del Espíritu Santo. Debido a que fue inspirado por Dios, la Biblia es la verdad sin sombra de error y es completamente relevante para nuestra vida cotidiana.
Dios ha existido en relación con Él por toda la eternidad. Él existe como una sustancia en tres personas: el Padre, el Hijo y el Espíritu Santo. Aunque cada miembro de la Trinidad tiene diferentes funciones, cada uno posee el mismo poder y autoridad.
Dios es grande: Él es todo poderoso, omnisciente, omnipresente, inmutable, completamente digno de nuestra confianza, y sobre todo, Santo. Es en Él que vivimos, nos movemos y existimos. Dios es bueno. Él es nuestro Padre. Él es amoroso, compasivo y fiel a Su pueblo y a Sus promesas.
El hombre fue creado para existir para siempre. El existirá eternamente separado de Dios por el pecado o en unión con Dios a través del perdón y la salvación. Estar eternamente separado de Dios es el Infierno. Estar eternamente en unión con Él es el Cielo. El Cielo y el Infierno son lugares de existencia eterna.
La Iglesia es una comunidad local de creyentes unificados por la fe en Cristo. Está comprometida con las enseñanzas de Cristo y obedece a todos Sus mandamientos, y trata de llevar el Evangelio al mundo. La Iglesia trabaja en conjunto en el amor y la unidad, con el fin último de glorificar a Cristo.

Jesucristo es completamente humano pero, al mismo tiempo, completamente Dios. Él es el único plan para traer a las personas que están lejos de Dios en una relación correcta con Dios. Él vivió una vida perfecta, para que pudiera ser una sustitución para nosotros en la satisfacción de las exigencias de Dios para la perfección. Él venció a la muerte en Su resurrección para que podamos tener vida.
La presencia del Espíritu Santo nos asegura nuestra relación con Cristo. Él guía a los creyentes a toda la verdad y exalta a Cristo. Él convence a la gente de su pecado, la justicia de Dios y el juicio venidero. Él nos consuela, nos da dones espirituales y nos hace más parecidos a Cristo.
El hombre es hecho a la imagen de Dios y es el objeto supremo de Su creación. El hombre fue creado para tener comunión con Dios, pero se separó en esa relación a través de la desobediencia pecaminosa. Como resultado, el hombre no puede alcanzar una relación correcta con Dios a través de su propio esfuerzo. Toda personalidad humana está creada de forma única, posee dignidad y es digna de respeto y amor cristiano.
La sangre de Jesucristo, derramada en la cruz, provee el único camino de salvación a través del perdón del pecado. La salvación ocurre cuando las personas ponen su fe en la muerte y resurrección de Cristo como pago suficiente por su pecado. La salvación es un don de Dios, y no puede ser ganada por nuestros propios esfuerzos.

Valores Ammi

Los valores de nuestra casa.

Nuestra mayor fuente de recursos. «El que cree en mí, como dice la Escritura, de su interior correrán ríos de agua viva» – Juan 7:38
Sin amor nada somos, es el principio que nos mueve para avanzar. «Nadie ha visto jamás a Dios. Si nos amamos unos a otros, Dios permanece en nosotros, y su amor se ha perfeccionado en nosotros.» -1 Juan 4:12
Fe sin limites, destinados a conquistar lo que Dios ya nos entregó. »Porque todo lo que es nacido de Dios vence al mundo; y esta es la victoria que ha vencido al mundo, nuestra fe» -1 Juan 5:4
Al ser hallados fieles y leales permanecemos y prosperamos. «Su señor le dijo: Bien, buen siervo y fiel; sobre poco has sido fiel, sobre mucho te pondré; entra en el gozo de tu señor.» -Mateo 25:23
Nuestro camino es de bien y andar confiado, fruto de la integridad. «Pues el Señor Dios es nuestro sol y nuestro escudo; él nos da gracia y gloria. El Señor no negará ningún bien a quienes andan en integridad.» -Salmos 84:11

Somos bendecidos para bendecir. «Y he sido un ejemplo constante de cómo pueden ayudar con trabajo y esfuerzo a los que están en necesidad. Deben recordar las palabras del Señor Jesús: “Hay más bendición en dar que en recibir.» -Hechos 20:35
Llamados a perpetuar generaciones saludables y fundamentadas en la palabra de Dios. «Me has oído enseñar verdades, que han sido confirmadas por muchos testigos confiables. Ahora enseña estas verdades a otras personas dignas de confianza que estén capacitadas para transmitirlas a otros.» -2 Timoteo 2:2
Reconocemos el valor de honrar a quienes Dios honra. «Los ancianos que gobiernan bien, sean tenidos por dignos de doble honor, mayormente los que trabajan en predicar y enseñar.» -1 Timoteo 5:17
Vivimos para servir y entregarnos a los demás. «Pero entre ustedes no debe ser así. Al contrario, si alguno de ustedes quiere ser importante, tendrá que servir a los demás.»-Mateo 20:26
No es una opción, para Dios siempre lo mejor. «Trabajen de buena gana en todo lo que hagan, como si fuera para el Señor y no para la gente. 24 Recuerden que el Señor los recompensará con una herencia y que el Amo a quien sirven es Cristo.» -Colosenses 3:23-24

Familia amada por Dios

Nuestros Líderes

Este es el equipo al frente de tu Iglesia Ammi.

Pastor Iván Delgado

Pastor Iván Delgado Glenn

Pastor Presidente de la Iglesia Ammi. @pastoresivanymalena


Pastora Malena Vanegas

Pastora Malena Delgado

Pastora Principal de la Iglesia Ammi y Directora de la Red de Mujeres.


Luis Tena

Luis Carlos Tena Villada

Director de Alabanza. Ministerio Ammi Worship.

Camilo y Natalia Ahumada

Pastores Camilo y Natalia Ahumada

Pastores de SEVEN, la red de jóvenes de la Iglesia Ammi.


Juan y Margarita Rodelo

Pastores Juan y Margarita Rodelo

Directores de la Escuela de Formación Integral E.F.I (Ministerio de Discipulado).


Gustavo y Nubia Brochero

Pastores Gustavo y Nubia Brochero

Pastores líderes de Kasados, la red de parejas de la Iglesia Ammi.

Jacobo y Paola Vanegas

Pastores Jacobo y Paola Vanegas

Pastores líderes del ministerio de restauración, Transformados.


Víctor y Celia Sanchez

Pastores Víctor y Celia Sanchez

Directores del Ammi Kids, ministerio de niños de la Iglesia Ammi.


Ismael e iris Ahumada

Pastores Ismael e Iris Ahumada

Pastores líderes de la red unidos.

Jacobo y Paola Vanegas

Ministros Alberto & Carol Rodriguez

Líderes del ministerio “El taller del Maestro”